El plan de Dios siempre se cumple


Son muchas las veces en las que planificamos algo, nos preparamos y al final de cuentas, fallamos. Nuestros planes no se cumplen siempre. Muchas veces, el motivo es porque no ponemos a Dios en nuestros planes.


Pon en manos del Señor todas tus obras,

y tus proyectos se cumplirán.

(Proverbios 16:3)


Sí, Dios quiere que lo incluyamos en nuestros planes y sueños. Invítalo para que sea parte de tus proyectos. Aún más que participar, él quiere realizar grandes cosas en tu vida. Los planes de Dios no fallan y son mejores que los nuestros. Confía en Dios e invítalo a ser parte de tus objetivos.


Incluye a Dios en tus planes

Abre tu corazón a Cristo Jesús. Háblale de tus sueños y deseos, él es tu verdadero amigo.

Permite que Dios dirija tu vida a través de la Palabra eficaz, la Biblia.

Busca estar en comunión con él. Está atento a su voz.


Para orar:

Señor Jesús, mis sueños parecen distantes, pero sé que eres poderoso para llevarlos a cabo. Dirige mi vida según tus planes. Sé que tus planes son más grandes y mejores que los míos, por eso, estoy en tus manos. Amén.

2 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo