Devocional de Hoy


Efesios 1:22-23

“Dios sometió todas las cosas bajo sus pies, y lo dio a la iglesia, como cabeza de todo, pues la iglesia es su cuerpo, la plenitud de Aquel que todo lo llena a plenitud.”

Muchas veces tenemos una lista enorme de diversas cosas que creemos que nos darán plenitud. Puede ser desde bajar de peso, vernos de cierta manera, obtener reconocimiento o encontrar una pareja. Sin embargo, cada una de estas cosas fallan, ya sea porque no se cumplen o porque al obtenerlas nos damos cuenta que eso realmente no sacia ni nos hace sentir plenas. Este es un tema que Dios ha tratado mucho en mi vida y que continúa tratando porque me he encontrado ahí en varias ocasiones buscando encontrar plenitud en mil cosas de mi alrededor. Pero una y otra vez sin fallar, volvía al mismo punto de insatisfacción. ¡La razón de esto es que solo podemos encontrar plenitud en Cristo! Aquí en este pasaje podemos leer que todo está sometido a Cristo y que Él llena todo a plenitud. Fuimos creados por Él y para Él, para Su gloria entonces, ¿cómo podemos ignorar que es el Creador mismo quien nos llena a plenitud? Todo lo creado está sometido a sus pies, no hay nada ni nadie más grande que Dios mismo. Volvamos nuestra mirada al Creador y experimentemos Su plenitud. Cuando creas que algo te falta para estar plena, ora respecto a eso y permite que Él llene cada vacío en tu corazón.


1 visualización0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo